EL CASO DE LOS PAYASOS ASESINOS

Han estado sucediendo cosas extrañas en los Estados Unidos relacionadas con payasos, no se sabe exactamente cuando comenzó todo, pero de pronto muchas personas que revisaban las grabaciones de sus cámaras de seguridad, se daban cuenta que habían en dichas grabaciones personajes vestidos de payasos, que se quedaban mirando fijamente a la casa, o que hacían destrozos alrededor de las mismas, sin que los habitantes de estas casas se dieran cuenta.

[TS-Responsive][/TS-Responsive]

La policía empezó a recibir muchas quejas de parte de padres de familia, los cuales aseguraban que sus hijos estaban siendo atraídos, nada más y nada menos que por estos payasos, los cuales normalmente llevan consigo cuchillos o cadenas.

Es debido a este tipo de sucesos, que muchas personas han adquirido un miedo incontrolable a los payasos, dicho miedo es denominado como coulrofobia, el cual pudo ser adquirido por un posible trauma que pudo ser captado años atrás en la vida de una persona, el mismo se presenta mediante muchas características particulares que tienen las personas coulrofóbicas, de modo que si a una persona que padece de esta fobia, se le llegara a presentar algún payaso, ya sea en vivo, en televisión, o en simples fotografías, probablemente dicha persona quedaría en un estado de shock, o simplemente saldría corriendo hacia un lugar a salvo fuera del alcance de dichas imágenes.

Algunos artistas también padecen este mal, por ejemplo, el internacionalmente conocido Johnny Deep, padece este mal desde que tenía 6 años de edad, en una entrevista reciente, dicho actor se pronunció al respecto, en la cual dijo:

Los payasos me aterran, siento que detrás de todo el maquillaje que llevan puesto, traman algo más que simplemente diversión.

Al parecer Johnny Depp, cree que absolutamente todos los payasos podrían ser personajes diabólicos, los cuales sólo intentan ocultar su locura tras un maquillaje sumamente exagerado.

[TS-Responsive][/TS-Responsive]

Se han conocido muchos casos en donde los payasos han sido principales sospechosos frente a crímenes muy espantosos y escalofriantes, los cuáles han llevado a que más personas tomen consigo mismas dicha fobia.

En el año 2013, un importante empresario fue asesinado por un sicario, dada la casualidad, de un payaso, mientras se llevaba a cabo una importante fiesta, dicho personaje ingresó a la fiesta y empezó a disparar, a personas ajenas del empresario, terminando su trabajo disparando al que sería la víctima principal.

En el año 2010, otro personaje que se hacía llamar el “Tim Larín” violó a un niño, el que no habría sido su primera ni única víctima, el payaso “Tim Larín”, fue capturado y llevado a la cárcel, tomando sobre sí, una pena de 10 años.

En la década de los 90, se dio a conocer un crimen el cuál fue bastante espantoso y exagerado para su época, en donde una mujer de avanzada edad, mientras descansaba, escuchó que llamaban a su puerta, cuando se dirigió a abrir, se dio cuenta que era un hombre vestido de payaso, con un ramillete de globos en la mano izquierda, y con la otra mano, sacó un rifle, con el cuál le disparó en la cara a sangre fría, dejándola completamente desfigurada, dicha mujer falleció de camino al hospital, su velorio tuvo que llevarse a cabo con el ataúd cerrado, debido a la situación espantosa en la que había quedado, no se ha logrado capturar a dicho asesino.

Finalmente se hizo muy conocido un caso espantoso de un asesino serial, el cuál justamente era un payaso, John Wayne Guessi, apodado ¨El payaso asesino¨ llevó a cabo la mayor cantidad de asesinatos realizados por un payaso, era un hombre que en su vecindario fue muy conocido por animar fiestas infantiles, pasado el tiempo, se descubrió que en el sótano de su casa, tenía múltiples cadáveres de niños, los cuáles fueron violados, mutilados y asesinados, “Pogo”, como se hacía llamar, tuvo 33 víctimas en total, el mismo inspiró a que el internacionalmente conocido escritor, Stephen King, a realizar su novela conocida como “Eso”, y más adelante a la película con el mismo nombre.

No se sabe a la actualidad cuántas víctimas han tenido estos payasos, pero lo que si es cierto, es que en su mayoría son niños.

Escrito redactado por: Flor Vizcarra