Lo que no te imaginabas sobre Alicia en el país de las maravillas

Alicia en el país de las maravillas es un famoso libro inglés creado por el escritor Lewis Carrol en 1865 que relata la historia de una niña llamada Alicia en un mundo imaginario y fantástico con animales y figuras humanas con cambios en sus formas corporales.
Lo que quizás no sabías, es que se ha considerado como una de las obras más importantes por su impacto sobre aspectos sociales, psicológicos y matemáticos de la época victoriana (1837-1909) de nuestra historia.

La protagonista de la obra es en realidad la vecina del autor, cuya relación de amistad fue mal vista por el padre de Alicia, en virtud de la diferencia de edad entre ambos, y que Carrol solía tomarle muchas fotografías a la joven. Carrol, además era una persona tímida y con un mundo interior muy rico, aficionado de la fotografía y formaba parte de un grupo familiar numeroso de diez hermanos. Su verdadero nombre era Charles Lutwidge Dodgson
Alicia, es un personaje que se debate entre la niñez y la adultez, y donde sus razonamientos lógicos no le permiten salir de la madriguera del conejo y de ese país donde reina el sinsentido.

La obra nos demuestra varias emociones, que desde la psicología sufrimos a lo largo de nuestra existencia. Situaciones como la angustia, la prisa y las rutinas en las que vivimos los adultos, y a las que sometemos a los niños, es una crítica de la realidad y las costumbres sociales que desarrollamos en la medida que vivimos.

Este relato hizo aportes a la neurociencia, ya que en el mismo, se relatan varios episodios que describen trastornos del área neurológica sufrida por pacientes como un síndrome donde la visión por defecto aumenta y encoge las figuras de tamaño que recibe el nombre de visión liliputiense.

En 1955 un psiquiatra llamado John Todd se encontró con varios pacientes que aseguraban tener esa misma sensación de “alargarse como un telescopio”, todos ellos sufrían un trastorno neurológico que afecta a la percepción visual y que hoy se conoce como micropsia o síndrome de Alicia en el país de las maravillas (AIWS, por sus iniciales en inglés), un mal que afecta principalmente a niños. Estos aspectos los traduce en historia desde su obra el autor pues Carrol sufría de migrañas que le provocaban alteraciones de su visión parecidas a las mencionadas en su obra.

Sin duda, en el campo de la psicología hay mucho que decir con respecto al entretenido cuento de Alicia en el país de las maravillas. Mucho más de lo que quizá queramos que nuestros niños se enteren.