Tus uñas son espejos de enfermedades. Mira lo que pueden decirte

Tus uñas pueden hablar. Ellas son chismosas útiles, podemos sacarle mucho provecho a su costumbre de contarnos lo que pasa dentro de ti. Tus uñas pueden darte una buena idea de cómo va tu salud general.

Las indicaciones pueden tomar muchas formas: depresiones, canales, pliegues, escoriaciones. Además pueden presentarse como cambios de color: amarillentas, blancas, azulosas, negras.

Veamos algunas de ellas.

  • Depresiones como causadas por la punta de un clavito: son un síntoma de psoriasis, también de alopecia y otros problemas relacionados con la caída del cabello; o puede ser síntoma de artritis producida por infecciones bacterianas.

 

 

  • Canales que corren de lado a lado: conocidas como líneas Beau, se asocian a deficiencias de zinc, pero más seriamente con diabetes y problemas vasculares; también son una consecuencia de fiebres altas durante paperas, neumonía, etc.

  • Uñas blancas: la mayor parte de la uña, salvo por un borde rosa a los lados y en la punta, aparece blanca. Es una indicación seria de enfermedades del hígado, riñones o diabetes; también podría indicar una insuficiencia cardíaca.

  • Uñas amarillas: están ligadas a problemas de los pulmones o deficiencias respiratorias como bronquitis, condiciones de inflamación o deficiencias de tiroides.

  • Uña agrietada o frágil: puede ser causado por hongos, hipotiroidismo, deficiencia de vitaminas A, B, C o por uso cotidiano de químicos.

  • Uña como palo de tambor: la uña se curva hacia abajo como una cuchara al revés. Puede ser signo de bajos niveles de oxígeno en la sangre y deficiencia pulmonar, problemas de hígado, de riñón o inflamación del intestino.

  • Uña de cuchara: exactamente lo opuesto a la uña de palo de tambor, la uña se curva hacia arriba. Se relaciona con anemias por deficiencia de hierro o con anormal absorción de hierro. También con hipotiroidismo.

  • Uña negra: una de las condiciones más peligrosas que debe ser atendida de inmediato. Generalmente es síntoma de melanoma, el más letal de las formas de cáncer de piel.

Las uñas pueden ayudarte indicando una dirección general para encontrar el problema pero, por supuesto, el diagnóstico preciso sólo puede ser hecho por un médico. Tu función es no descuidarte ni ignorar las advertencias que tu propio cuerpo te da.