Tu teléfono celular ya no sirve… ¿Vas a arrojarlo a la basura? ¡Cuidado con un incendio!

¿Qué hacer cuando tu dispositivo móvil ya no te funcione? Obvio, comprar otro. Pero nos referimos a qué hacer con el dispositivo anterior cuando ya no funciona apropiadamente, o ni siquiera enciende. Pues, ya que no lo vas a usar de pisapapeles, o como un adorno más en tu cuarto, por favor ten cuidado con la opción de tirarlo a la basura, en especial la batería.


Esa es una petición de los fabricantes de las baterías de iones de litio que normalmente alimentan nuestros teléfonos, computadoras portátiles e incluso herramientas eléctricas. Arrojarlas a la basura o incluso a la papelera de reciclaje, puede provocar incendios tanto en la basura como en los centros de reciclaje.

¿Es tan peligroso el asunto?


El año pasado, el 65% de los incendios de instalaciones de residuos en California comenzó con baterías de iones de litio. Lo pésimo es que cuando una combustiona, otras también pueden hacerlo. “Si hay varias baterías allí, no solo habrá un incendio, habrá explosiones”, dijo Carl Smith, CEO y presidente de Call2Recycle, un programa nacional de reciclaje financiado por los fabricantes de baterías.


En marzo pasado, una batería de iones de litio desechada incorrectamente provocó un alarmante incendio en una instalación de reciclaje en Queens, en la ciudad de Nueva York. Ardió durante dos días y cerró cuatro ramales de la Long Island Rail Road durante varias horas, debido al denso humo que llegó a las vías.
Las baterías de iones de litio se encuentran en teléfonos celulares, computadoras portátiles, cámaras y herramientas eléctricas recargables e incluso en los scooters eléctricos que han ganado popularidad en el último año, dice George Kerchner, director ejecutivo de la Asociación de baterías recargables. También impulsan autos eléctricos como Teslas y Chevy Bolts.

La-Chaux-de-Fonds. Le 4 juillet 2013. Fanny Schlatter, son telephone, Samsung, a pris feu dans sa poche de salopette.

El problema con las baterías de iones de litio es lo mismo que las hace tan geniales: son pequeñas y livianas, pero aun así tienen un gran impacto energético. Se trata del mismo tipo de baterías que se incendiaron en los Samsung Galaxy Note 7 retirados del mercado, así como en muchos otros modelos de Samsung y otros teléfonos que no explotan regularmente. “Estas son baterías de alta energía, no hay dudas al respecto”. Si no se manejan adecuadamente, pueden incendiarse “, dijo Kerchner.

¿Qué debemos hacer?


Si vas a colocar las baterías o equipos móviles en tu contenedor de reciclaje, colócalos en una bolsa de plástico cerrada para que la batería no entre en contacto con el metal. Una bolsa Ziploc o algo similar funciona bien, dice Smith. No los coloques con la basura normal, que generalmente se tritura y muele. Eso puede causar incendios e incluso explosiones.
Una solución menos óptima pero posible es envolver la cinta eléctrica o de conductos alrededor de la batería para cubrir el terminal, de modo que no pueda hacer contacto con el metal y, por lo tanto, cierre el circuito, dijo Smith.
Y ten en cuenta que las baterías de iones de litio no son las mismas que las alcalinas que normalmente se usan en los juguetes y otros dispositivos que no necesitan baterías realmente pequeñas y de gran densidad energética. Las baterías alcalinas pueden y deben reciclarse, pero no cargan tanta carga eléctrica que representan un peligro de incendio.