Google lanzó un buscador para niños llamado Kiddle

Si eres madre o padre de familia y te interesa que tus niños no accedan a contenido inapropiado en la red, te tenemos buenas noticias. Puede que alguna vez hayas revisado el historial de navegación de tu hijo y te hayas dado cuenta de que visitó algunas páginas indeseables; pues eso es cosa del pasado. Google acaba de lanzar un buscador especial para niños llamado Kiddle, cuya característica más importante es que bloquea contenido para adultos como pornografía, páginas de violencia o con lenguaje altisonante, así, cuando estés ocupado, podrás tener la tranquilidad de que Kiddle cuida lo que tus hijos ven en Internet.

1

El funcionamiento de Kiddle es básicamente igual al de Google, sólo que adaptado a los menores. En lugar del fondo blanco, por ejemplo, verás un tema espacial con un robot.

En Kiddle, lo importante es la seguridad de tus hijos. Nosotros hicimos una prueba para ver si se podía acceder a contenido inapropiado en este motor de búsqueda, y la verdad es que fue prueba superada. Probamos, por ejemplo, con la palabra “boobs” (bubis, en inglés), y nos apareció esto:

2

Inmediatamente apareció un robot molesto diciendo: “Ups, parece que tu consulta contiene algunas malas palabras. Por favor intenta de nuevo”.

Ahora, ¿qué tal si el niño quiere acceder a contenido sobre Justin Bieber pero sus padres no quieren que vea los detalles más sórdidos de su carrera, como información de Justin bajo el efecto del alcohol o las fotografías donde muestra su trasero en Instagram? Pues Kiddle usará su filtro para que solamente aparezca información apropiada para el pequeño:

3

Vivimos en una era en la que los niños están más familiarizados que los adultos en cuestiones de tecnología, gadgets, computadoras e Internet, por eso es que herramientas como Kiddle resultan muy valiosas para los padres que se preocupan por la integridad de sus hijos.

Desde luego, los peligros para los niños aparecen en varias formas y no podemos cuidarlos las 24 horas del día, pero al menos Google está aportando su granito de arena y eso debemos reconocérselo.