Esto te sucedería si viajaras a la velocidad de la luz

Todos los que hemos visto las películas de Star Wars sabrán que viajar a la velocidad de la luz es algo muy fácil de hacer para Han Solo y Chewbacca. Pero, ¿Qué tan posible es para nosotros hoy en día hacer eso? imposible mi querido amigo, ya verás porqué.

Hay varios factores que hacen que viajar a esta velocidad (300.000 km/s) sería imposible, al menos si queremos llegar vivos a nuestro destino y no terminar hechos polvo estelar.

e037fc9db9ea41c7c366c83ab5d6e692_article

Hay muchas cosas difíciles de hacer, la primera es alcanzar la velocidad de la luz, que son 300.000 km/s lo cual no es para nada fácil, principalmente porque tendrían que conseguir la suficiente energía para impulsar la nave a esa velocidad. Pero, ¿que pasaría si te dijera que este no es el mayor problema?

¿El viaje sería rápido?, si. Pero no tan agradable como lo que pensamos. El peligro de viajar a estas velocidades es que nuestro cuerpo no podría resistir al peligroso «medio ambiente espacial.» Este se traduce en que, la nave tiene que protegernos, o por el contrarío tendríamos que usar un traje o algo así para protegernos, de lo contrarío, moriríamos en segundos.

Los pocos átomos de hidrógeno que se encuentran en el espacio golpearían contra contra la proa de la nave y esto haría que la nave adquiera una energía de 10.000 sievert /s. Y si consideramos que con unos 6 sievert es suficiente para matar un humano, este haz de radiación dañaría la nave y destruiría todo rastro de vida en su interior.

Entonces ¿si construyen una nave que resista esta energía, se podría viajar a la velocidad de la luz? Si y no, si porque este metal podría evitar que nos pase algo, el único problema es que aún no hay un metal o material que resista toda esa energía y que lógicamente nos proteja. Por ahora solo podemos viajar al 10% de la velocidad de la luz, habrá que conformarse con eso mientras científicos encuentran una manera de viajar a una velocidad, que nos permita, al menos, llegar a la estrellas mas cercana, sin pasar una vida haciéndolo.