¿Qué pasaría si la tierra fuese dos veces más grande?

Por si no lo sabías, el hecho de que aquí en la tierra haya vida, es algo maravilloso que se da por múltiples razones que están perfectamente alineadas para que en la tierra haya vida. Es algo tan preciso, que personalmente creo que todo esto no es coincidencia, sino que es obra de un ser mayor que todos nosotros. No se, eso creo yo.

Hay cosas que pasaron hace miles de años que si no hubiesen pasado de la manera exacta en la que pasaron; hoy no estaríamos vivos, no habría vida. Pero hoy no vamos a hablar de eso. ¿Alguna vez te has preguntado que pasaría si la tierra fuese dos veces más grande? La respuesta es: muchos cambios.

peninsula iberica noche diciembre 2011 desde ISS, NASA

Mas allá de que el radio de la Tierra se multiplicara por dos, pasando de algo más de 6.000 km a 12.000 y manteniendo su composición, el planeta vería incrementada su masa en 8 veces y la fuerza de la gravedad se multiplicaría por dos, lo que más preocuparía sería la gravedad.

Ya que la altura y el tamaño de los seres vivos esta determino según la gravedad del planeta. Es por eso que en este planeta -por lo menos- no pueden existir gigantes de 5 o veces mayor altura que nosotros, ya que la naturaleza no lo permitiría, va en contra de sus reglas de proporción.

Aunque podría hacer una solución gracias a una que planteó Arquímedes, su formula dice que si aumentamos el tamaño de un sólido, la superficie aumentaría proporcionalmente al cuadrado de sus dimensiones, es decir, largo, ancho y alto, y su volumen al cubo. Esto significa que si multiplicamos por dos nuestro tamaño, la superficie total de su piel aumentará cuatro veces y nuestro volumen ocho veces.

Por supuesto que habrían más problemas, el que le sigue es el de moverse dentro del planeta, ya que a mayor gravedad, mas pesados nos hacemos, por lo que tendríamos que tener -prácticamente- un nuevo cuerpo y nuevos huesos que puedan resistir a nuestro peso por causa de la gravedad. O por el contrarío tendríamos que ser mas pequeños y rechonchos.