40 Geniales frases de Albert Einstein que necesitas leer.

Todos en algún momento hemos escuchado el nombre de Albert Einstein, y es que actualmente es casi imposible no conocerlo, debido a que sus descubrimientos han llevado a la humanidad no solo uno, sino varios pasos mas adelante en cuanto a ciencia se refiere, específicamente en el área de la física, lo que lo hizo ganador de un premio Nobel en su época.

Dejando de un lado el tema científico, podríamos decir que Einstein además de que era un hombre sumamente inteligente también era muy bueno al momento de ser filósofo, dejando para la posteridad docenas de frases que hasta hoy en día nos podrían ser de ayuda escuchar o en este caso leer.

Dos cosas son infinitas: el universo y la estupidez humana; y yo no estoy seguro sobre el universo.

La teoría es cuando se sabe todo y nada funciona. La práctica es cuando todo funciona y nadie sabe por qué. En este caso hemos combinado la teoría y la práctica: nada funciona… y nadie sabe por qué.

Hay dos formas de ver la vida: una es creer que no existen milagros, la otra es creer que todo es un milagro.

A partir del caos, encuentra la simplicidad.

Educación es lo que queda después de olvidar lo que se ha aprendido en la escuela.

Todo el mundo es un genio. Pero si juzgas a un pez por su habilidad para escalar un árbol, creerá toda su vida que es un estúpido.

Sólo aquellos que intentan el absurdo pueden lograr lo imposible.

No sé cómo será la tercera guerra mundial, sólo sé que la cuarta será con piedras y lanzas.

La imaginación es más importante que el conocimiento. El conocimiento es limitado, y la imaginación rodea el mundo, estimulando el progreso y la evolución.

Locura es hacer lo mismo una vez tras otra y esperar resultados diferentes.

No resolverás nunca un problema si te mantienes en la misma línea de pensamiento de quien lo ha creado.

El mundo no será destruido por los que hacen el mal sino, más bien, por aquellos que los vigilan sin hacer nada.

Los que dicen que es imposible, no deberían molestar a los que lo están haciendo.

La vida es como montar en bicicleta. Para mantener el equilibro hay que seguir pedaleando.

La mente que se abre a una nueva idea jamás volverá a su tamaño original.

Cada día sabemos más y entendemos menos.

Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar superado.

Intenta no volverte un hombre de éxito, sino un hombre de valor.

No te preocupes por tus problemas con las matemáticas, los míos son todavía mayores.

Con la fama, me vuelvo más y más estúpido, que por supuesto es un fenómeno muy común.

Si quieres vivir una vida feliz, átala a una meta, no a una persona o a un objeto.

Quien nunca ha cometido un error nunca ha probado algo nuevo.

El hombre es grande solo cuando está de rodillas.

Lo único que interfiere con mi aprendizaje es mi educación.

Si no chocamos contra la razón, nunca llegaremos a nada.

No todo lo que cuenta puede ser contado, y no todo lo que puede ser contado cuenta.

Yo nunca pienso en el futuro. Viene demasiado rápido.

Lo enteramente incomprensible del mundo es que sea comprensible.

Quien nunca ha cometido un error nunca ha probado algo nuevo.

Un estómago vacío, es un mal consejero.

Si mi teoría de la relatividad es exacta, los alemanes dirán que soy alemán y los franceses que soy ciudadano del mundo. Pero si no, los franceses dirán que soy alemán, y los alemanes que soy judío.

Se debe hacer todo tan sencillo como sea posible, pero no más sencillo.

En tiempos de crisis la imaginación es más efectiva que el intelecto.

Los intelectuales resuelven los problemas; los genios, los evitan.

El interés compuesto es la fuerza más poderosa de la galaxia.

Si no se lo puedes explicar a un niño de 6 años, entonces tú tampoco lo entiendes.

No permitas que tu felicidad dependa de alguien porque no siempre esa persona será como crees.

Si una idea no es absurda al principio, entonces no merece la pena.

Para qué memorizar lo que ya está escrito en los libros.

El problema del hombre no está en la bomba atómica, sino en su corazón.

Ayúdanos a crecer ¡Comparte!