Starbucks y McDonald’s unen esfuerzos por rescatar sus tazas de la basura

Esto debe ser común para ti… Vas a la cafetería y tomas tu café para llevar. Disfrutas de tu bebida y arrojas la taza de papel a la basura. ¿O lo pones en el reciclaje? Es confuso, ¿cierto? Aparte de eso, muchos de nosotros estamos usando tazas para llevar en estos días. Pero, ¿Y la conservación de nuestros recursos naturales? ¿Nuestro compromiso de uso responsable?

Las estadísticas están así: “hay 600 mil millones de tazas, mil millones con una ‘b’, que se producen y venden en todo el mundo anualmente. Así que eso es mucho “, dice Christy Slay del The Sustainability Consortium. Hablando solo de Starbucks dice que contribuye con el 1 por ciento de esas tazas desechables: se estima que son 6 mil millones de tazas al año.

Se unen 2 grandes


Puesto que había que hacer algo, Starbucks y McDonald’s están lanzando un proyecto de tres años para construir una mejor taza: una que sea completamente reciclable y compostable. Aquí dejamos colar una verdad. Aunque se ven como papel, las referidas tazas en realidad tienen una capa delgada de plástico en el interior”, dice Slay. Esa capa de plástico evita que las tazas se filtren. El problema es que también hace que las tazas sean realmente difíciles de reciclar, y solo unas pocas instalaciones en el mundo pueden hacerlo. Estas tazas tampoco pueden ser compostadas. “Y así, los tiran a la basura”, dice Slay.

El objetivo del plan


Lo que se quiere es construir un vaso de papel con un forro biodegradable a base de plantas, una taza que sea más fácilmente compostable y / o reciclable. Starbucks lo llama un “lanzamiento de la luna” para la sostenibilidad, y el gigante del café y McDonald’s también están colgando el premio de $ 1 millón de dólares a cualquier otra persona que pueda resolverlo. Pero incluso con los vastos recursos de estas compañías, está demostrando ser un gran desafío. Starbucks ya ha probado 13 prototipos en el último año.

¿Por qué es tan difícil construir una mejor taza de papel?


“No es necesariamente muy difícil desde el punto de vista técnico, aunque existen obstáculos técnicos que superar para hacer que algo sea reciclable y compostable”, dice Bridget Croke de Closed Loop Partners, una empresa que trabaja para crear lo que llaman una economía circular. “[Es] una forma elegante de hablar sobre convertir los residuos en valor”. Croke dice que el gran desafío para McDonald’s y Starbucks son los sistemas que ya están en funcionamiento.
Aunque todo es “técnicamente reciclable”, dicho reciclaje es un negocio, y si los materiales no pueden moverse a través del sistema de reciclaje y convertirse en una mercancía que tiene valor, no es funcionalmente reciclable. En pocas palabras, incluso si puede obtener una taza de café más reciclable, simplemente no hay suficientes lugares que realmente puedan hacer que valga la pena reciclarla.

Entonces, junto con invertir en un nuevo tipo de taza, McDonald’s, Starbucks y otros grupos interesados, están invirtiendo en formas de mejorar los procesos municipales de reciclaje y compostaje, de modo que cuando llegue una nueva taza, estén listos. “Si podemos hacerlo flexible, vamos a tener más éxito manteniendo eso fuera del vertedero a largo plazo”, dice Croke.


Así que mientras Starbucks y McDonald’s trabajan para su taza de “lanzamiento de luna”, en el corto plazo, la mayoría está de acuerdo en que traer la suya podría ser la mejor solución. Y tú, ¿Qué vas a hacer?