Un top de sitios tétricos y aterradores

¿Aterradores lugares? Para los fanáticos de lo paranormal este es el artículo adecuado para informarse y tal vez ir a investigar aquellos territorios que aquí veremos a continuación.  En el caso de que no te favorezcan los temas de susto, o te causan pesadillas, te recomendamos no seguir este artículo

El bosque de Aokigahara, conocido también como el bosque de los suicidas, ubicado en Japón, este lugar se ha convertido para los visitantes en una zona sobrenatural, más que todo por las grandes cantidades de restos de personas muertas, se supone que la cifra es de un aproximado de 500 cadáveres. Debido a su frondosidad en la flora este ambiente se torna más aterrador tanto para los turistas como para los mismos japoneses.

Otro de los cementerios embrujados está situado en Palermo, Italia; llamado las Catacumbas de capuchinos. Las criptas suelen estar bajo tierra y los cadáveres están momificados, se mantienen con la misma vestimenta. Las catacumbas se dividen en sectores: niños, vírgenes, ancianos, mujeres, hombres y sacerdotes.

Un dato muy curioso sobre este lugar es el caso de una niña de dos años llamada Rosalía Lombardo, ella murió en 1920, pero actualmente su cuerpo está en buen estado debido al excelente proceso de embalsamiento.

La isla italiana de Poveglia se ubica entre Venecia y el Lido en la laguna veneciana. Tiene historia desde los tiempos romanos, se usó para aislar a las víctimas de la peste, en la época del Renacimiento el continente  Europeo sufrió una plaga y la cantidad de cadáveres era masiva por lo que las autoridades decidieron trasladarlos a esa isla e incinerarlos.

La isla quedo restringida a visitantes, debido a la cantidad de cuerpos que pueden ser encontrados con facilidad. Esta isla recibe el nombre de “La isla de los muertos”

La segunda guerra mundial fue una época muy fuerte para los Alemanes, dejando a varios millones de soldados muertos, pero ellos pueden verse en La barracas de Babenhausen como fantasmas. También se pueden escuchar gritos o mando de órdenes en alemán por las noches y las luces se prenden y se apagan por si solas.

En el centro de Babenhausen una supuesta bruja fue quemada en una hoguera durante el siglo XIX, según dicen el fantasma de ella uso la seducción para matar a unos soldados.

Por último, tenemos la Isla de las muñecas en Xochimilco, cerca de la Ciudad de México. Según cuenta la leyenda, tres niñas jugaban con sus muñecas cerca del agua cuando una de ellas cayó y se ahogó en el turbulento lago, su espíritu es incapaz de abandonar ese lugar. En los años 50 un sujeto llamado Julián Santana se mudó en ese lugar y tan pronto comenzó a habitar ahí, una niña le habló y le narró la historia de su muerte.

El hombre comenzó a recolectar muñecas para el espíritu de la niña, él habló con su sobrino, le contó sobre ella y sobre los deseos que tenía la niña relacionado con las muñecas; la niña quería que Santana se reuniera con ella en su “tumba acuática” y el sobrino encontró el cuerpo de su tío Don Julián justo donde se había ahogado la niña.

Mucha gente piensa que el espíritu de Don Julián Santana quedo atrapado junto con el de la niña mientras que otros informan que las muñecas mutiladas les susurran durante la noche.